REGALOS ORIGINALES: TRIUNFA CON UNA TAZA

Numerosas vienen a ser las fechas que el calendario marca como ineludibles para hacer regalos: día del padre, día de la madre, cumpleaños, onomásticas, aniversarios, navidades…, aunque, por otro lado, tampoco hay por qué vincular el hecho de hacer un regalo a una fecha determinada, sino que, por el contrario, cualquier momento puede a este respecto resultar propicio, basta tener afecto por una persona y el deseo de exteriorizar dicha estima en forma de presente.

La elección de un regalo concreto resulta, no obstante, complicada en ciertas ocasiones, sobre todo cuando se pretenden regalos originales con los que sorprender gratamente a sus destinatarios. Todos queremos quedar bien a la hora de hacer un regalo y buscamos por ello que este sea lo más original y exclusivo posible, pero a veces, con el afán de alcanzar la singularidad pretendida, se comete el error de decantarse por cosas demasiado aparatosas o rebuscadas, olvidando al hacerlo la máxima de que lo original se encuentra a menudo mucho más próximo a la sencillez que a la excesiva sofisticación.

Una simple taza, por ejemplo, puede resultar en este aspecto un regalo de lo más original y divertido. ¡Sí, algo tan sencillo y económico como una taza! Se impone para ello personalizar la taza de tal manera que se convierta en un objeto único, existiendo para ello diversas fórmulas, tales como:

1. Que la taza esté decorada con llamativos colores o contenga un dibujo original.

Así, por ejemplo, un regalo que puede resultar fascinante a un niño o a un adolescente sería una taza adornada con el dibujo o el logo de su personaje favorito (un superhéroe, un personaje de dibujos animados, un determinado actor o cantante, etcétera).

2. Que lleve impreso en su superficie un mensaje sugerente:

Que de algún modo resulte especial para el destinatario del regalo. Puede en ese sentido tratarse de una expresión romántica, de un mensaje de ánimo o de una frase divertida, entre muchos otros.

3. Que tenga un diseño que resulte curioso y original:

Forma de cuerno, de animal, de zapato, de inodoro, de casco, cuadrada, con alas de mariposa, etcétera. Son en este sentido muchísimas y muy variadas las formas que puede darse a la taza, jugando tanto con el recipiente en sí como con su asa, todo ello en función del grado de creatividad que se pretenda.

4. Que la taza posea propiedades curiosas:

Como brillo en la oscuridad (tazas fotoluminiscentes) o que cambie de color según aumente o disminuya la temperatura del líquido que contenga.

Estos tipos de tazas constituyen regalos originales que, sin necesidad de desembolsar mucho dinero, te harán sin duda triunfar y quedar ciertamente bien ante la persona elegida, a fin de cuentas si se trata de tomar leche, café, té o cualquier género de infusión, productos que en mayor o menor medida son de habitual consumo, ¿por qué no hacerlo mejor en una taza original y divertida cuya visión dibuje una sonrisa en los labios? Hasta es posible que lo consumido tenga así un mejor sabor.

0

Tu carrito